Publicidad

Los trabajadores del servicio doméstico pueden prestar sus tareas en relación de dependencia o en forma autónoma.

En ambos casos se encuentran comprendidos en el Régimen de Seguridad Social instaurado por las leyes 25.239 (Título XVIII) y 26.063 (Art. 15), siempre que la duración de los servicios igualen o superen las 6 horas semanales.

Aquellos que presten servicios por lapsos inferiores a 6 horas por semana deberán inscribirse en el Régimen de Autónomos o Monotributo.

Este régimen es de aplicación obligatoria para aquellos sujetos que prestan servicio dentro de la vida doméstica y que no importen para el dador de trabajo lucro o beneficio económico.

La AFIP ha emitido en el año 2006 la Resolución 2055 (Última modificación Res. 3035/2011). En su primer título se fijan los montos de aportes y contribuciones a ingresar, formularios y fechas de vencimiento.

La ley 26.476 (Régimen de regularización impositiva, promoción y protección del empleo registrado, exteriorización y repatriación de capitales.) establece, en los artículos 16 y siguientes, la posibilidad de reducción de las contribuciones a cargo del empleador por el término de 24 meses.

El 31 de diciembre de 2010 había cesado este beneficio tal como lo establece el Decreto 2166/2009. Recientemente el Poder Ejecutivo publico una nueva norma (Decreto 68 B.O. 31/01/2011) que extiende su vigencia desde el 01/01/2011 hasta el 31/12/2011.

A continuación transcribo el Convenio Colectivo 130/1975 de Empleados de Comercio actualmente vigente en todo el territorio de la República Argentina.

El "Capítulo IV: Régimen Remunerativo" se encuentra actualizado con la última escala salarial acordada.

Según la Ley de Contrato de Trabajo (20.744) queda prohibida la ocupación del trabajador desde las 13hs del día sábado hasta las 24hs del día siguiente.

Este descanso, llamado hebdomadario, persigue la finalidad de preservar la salud del trabajador. Por eso su prohibición.

La Ley de Contrato de Trabajo en su artículo 124, modificado por Ley 26.590, crea la Cuenta Sueldo.

Según dicho artículo las remuneraciones en dinero deben pagarse, bajo pena de nulidad, en:

  • efectivo,
  • cheque a la orden del trabajador, o mediante
  • acreditación en cuenta abierta, a nombre del trabajador, en entidad bancaria o en una institución de ahorro oficial.

Subcategorías

Página 26 de 27